[Field Title]

3 votos, promedio: 3,33 de 53 votos, promedio: 3,33 de 53 votos, promedio: 3,33 de 53 votos, promedio: 3,33 de 53 votos, promedio: 3,33 de 5 (3 votos, promedio: 3,33 de 5, valorado)

por Pablo Pasache

Docente en el curso Gestión del Mantenimiento del Diplomado en Gestión y Supervisión del Mantenimiento Predictivo​

“Se dice que el objetivo de un área de Confiabilidad dentro de una empresa es incrementar la vida útil de los componentes de un período a otro, y el objetivo de un área de Planeamiento es reducir los tiempos de parada de planta de un período a otro.” Si bien es cierto, cada área mencionada tiene un objetivo técnico, debemos de alinear ese objetivo técnico con los objetivos de la empresa, que en la mayoría de casos se busca: Incrementar la rentabilidad de la empresa, así como disminuir el grado de accidentabilidad y el impacto al medio ambiente.

Para incrementar la rentabilidad de la empresa podremos enfocarlo de dos formas: con la reducción de costos y con el incremento de beneficios. En ambos casos debemos de hacer un análisis para poder determinar cuál es el punto óptimo entre los costos y beneficios. Entendiendo el concepto de disminución de costos, nuestro enfoque como negocio de mantenimiento es buscar los recursos con el nivel más bajo posible en costos sin descuidar el aspecto técnico. Para entender el concepto de beneficio, este tiene que estar relacionado con las pérdidas que podría tener la empresa ante una eventual parada intempestiva de los equipos críticos, esto es: lo que se deja de facturar o conocido también como lucro cesante, por cada hora que pase en estas condiciones. A este concepto le llamamos costo de ineficiencia.

Ahora, ¿Cómo podemos relacionar este costo de ineficiencia con el negocio y mantenimiento?

Comenzamos este artículo hablando de confiabilidad y planeamiento, recordamos también que el objetivo es incrementar el tiempo de vida útil y disminuir los tiempos de parada, estos dos objetivos están directamente relacionados con dos indicadores de mantenimiento: MTBF (Tiempo promedio entre fallas), MTTR (Tiempo promedio para reparaciones) y As (disponibilidad del sistema). El incrementar en una hora el MTBF o el disminuir en una hora el MTTR, podríamos haber obtenido un beneficio para la empresa, ya que se habría disminuido en una hora el Ci: Costo de ineficiencia. Para poder cuantificar este enunciado vamos a trasladar esta definición a una expresión matemática:

Desarrollando estas fórmulas, podríamos recomendar que cada análisis que se haga y que esté relacionado a una inversión, deberíamos de evaluar el impacto que esta inversión genera para el negocio a través del Ci: costo de ineficiencia.

Cerramos este artículo, recordándoles, que no necesariamente un bajo costo genera mayores beneficios.

El objetivo desde el punto de vista de mantenimiento, es maximizar la utilización de los activos al mínimo costo global.

Valora este artículo

(3 votos, promedio: 3,33 de 5)

Próximos inicios

Másteres Internacionales

Diplomados

Cursos

Eventos Gratuitos